koi-nya logo
2017 será recordado por muchos de los seguidores de Atelier como el gran año de la franquicia, ya que durante tres meses consecutivos, Koei Tecmo lanzó al mercado un juego de Atelier: comenzamos en enero con Atelier Shallie Plus, la última entrega que ponía fin a la fantástica saga Dusk, y en febrero la versión para PC de Atelier Sophie, que […] 2017-05-28T23:04:55+00:00 , , , , , ,
Embárcate con Firis en una aventura para sacarte el título de alquimista.

Análisis: Atelier Firis -The Alchemist and the Mysterious Journey (PS4/Vita/PC)

analisis-atelier-firis

2017 será recordado por muchos de los seguidores de Atelier como el gran año de la franquicia, ya que durante tres meses consecutivos, Koei Tecmo lanzó al mercado un juego de Atelier: comenzamos en enero con Atelier Shallie Plus, la última entrega que ponía fin a la fantástica saga Dusk, y en febrero la versión para PC de Atelier Sophie, que nos iniciaba en la nueva serie Mysterious. Finalmente, el pasado mes de marzo nos llegó el plato fuerte, Atelier Firis, del que os vamos a hablar hoy.

Atelier Firis supone un punto de inflexión en la saga, pues ya desde el primer momento, Gust “desvinculó” esta entrega del resto de títulos al otorgarle el nombre en clave “Project Journey 1”, que hasta ahora se habían llamado siempre “Project A” seguido de un número. Entre las novedades más destacables de Atelier Firis, encontramos por primera vez un mundo semiabierto, además de una síntesis a gran escala y el retorno del límite de tiempo.

Sin duda, Atelier Firis apunta alto, ¿pero logrará cumplir con las expectativas?

Ficha técnica y valoración

Título original:フィリスのアトリエ 〜不思議な旅の錬金術士〜
Compañía:GustPlataforma:PlayStation 4, PlayStation Vita, PC
Fecha de lanzamiento:NA: 07/03/2017 EU: 10/03/2017Género:RPG
Director:Shinichi YoshiikeCompositor:Kazuki Yanagawa, Daisuke Achiwa, Tatsuya Yano
Duración:más de 30 horas
Argumento
42
Gráficos
67
Jugabilidad
74
Música
80
Total
72

Esta entrega nos pone en la piel de Firis, una chica que vive “atrapada” en su pueblo por culpa de una regla que impide a los residentes salir al exterior, salvo a una pequeña minoría. Un día conoce el mundo de la alquimia y, gracias a él, se le permite visitar el mundo que tanto anhelaba conocer, pero con una condición: aprobar el examen para convertirse en una alquimista licenciada.

El examen que tiene que realizar nuestra protagonista divide el juego en dos mitades. Durante la primera de ellas, tendremos que viajar por todo el mundo pidiendo cartas de recomendación a alquimistas licenciados para poder presentarnos al examen (necesitamos tres). La segunda se centra más en las “rutas” de los distintos personajes, en las que nos contarán parte de su pasado y sus deseos para el futuro.

Con Sophie aprendimos que los argumentos desarrollados se habían quedado con Shallie y, por desgracia, Firis sigue en esa línea. Esta primera parte carece casi por completo de historia o de mini episodios que hagan más ameno el progreso. Los alquimistas licenciados nos mandan hacer tareas bastante ridículas para lo que supone obtener una carta de recomendación, y es una oportunidad que Gust ha desaprovechado para incluir relatos que dieran más vida al mundo de Atelier Firis, como matar un dragón o buscar unas ruinas milenarias. Lo peor de todo, es que encontramos estos elementos en el juego: hay criaturas míticas y escenarios secretos, pero en ningún momento ofrecen detalles sobre ellos.

Más arriba os hablamos del retorno del límite de tiempo y es en esta parte donde está presente. Disponemos de un año para recorrer todo el mundo en busca de cartas de recomendación, tiempo más que suficiente para conseguirlo sin sentirnos presionados. Una vez realizamos el examen, el límite desaparece, pero lo que perdura son unos puntos “LP” que irán disminuyendo a medida que nos movamos y recolectemos materiales (cuanto más alto sea el valor, mayores cantidades obtendremos). Si llega a cero, Firis se desmayará y volveremos al Atelier, pero se recuperan fácilmente sintetizando productos o durmiendo en la cama.

Al viajar por todo el mundo, contaremos con un Atelier portátil que podremos sacar cada vez que nos encontremos en el mapa con una hoguera. Podemos decorar su interior con muebles con distintos efectos, como aumentar la capacidad de nuestro inventario o proporcionarnos algunos materiales. Aquí también podemos cambiar la ropa de Firis, que también nos otorgará ciertas ventajas, como reducir el gasto de LP o caminar más rápido.

El elenco de personajes es más reducido que en anteriores entregas, pero encontramos entre ellos algunos muy carismáticos. Descubrimos sus historias en la segunda mitad del juego, que es la parte donde más brilla Atelier Firis. Gust ha conseguido intercalar muy bien los diálogos de los personajes con algunos recados que nos mandarán hacer, como sintetizar un objeto o matar algún enemigo, por lo que el juego nunca llega a volverse pesado. De todos modos, se echa en falta el desarrollo de personajes secundarios, de los que solo conocemos una pequeña parte cuando llegamos a su pueblo o ciudad natal. Y es una pena, porque tienen un encanto que solo Gust sabe lograr.

En cuanto a la alquimia, encontramos un sistema muy parecido al de Atelier Sophie: En el caldero iremos introduciendo los materiales como si se tratase de un Tetris. A medida que los vamos colocando, unos medidores se irán rellenando según las características del material. Cuanto más altos sean sus valores, mayores bonificaciones tendrá nuestro producto final. Atelier Firis introduce un nuevo elemento, el catalizador, que podemos usarlo para ganar una gran variedad de ventajas, como mejorar los parámetros de los materiales o aumentar el número de usos del producto final. Tiene el mismo uso que los calderos en Atelier Sophie, aunque con menos restricciones.

Junto a los catalizadores encontramos la síntesis de productos a gran escala, otra de las novedades de esta entrega. Por desgracia -o fortuna- solo recurriremos a este tipo de alquimia para crear objetos necesarios en la historia principal o en las rutas de los personajes. Estas recetas requieren una gran cantidad de materiales y una calidad determinada para poder llevarse a cabo, además, algunos de los materiales necesarios son productos que solo se obtienen a partir de síntesis normales y, como pasaba con Sophie, no podemos crear muchos de ellos a la vez, por lo que el proceso se vuelve tedioso en este tipo de situaciones.

Siguiendo con el tema de la alquimia, seguimos desbloqueando las recetas a medida que cumplimos ciertos objetivos, aunque el juego no los revela de forma directa, sino en forma de pistas. De todos modos, también podemos aprender recetas gastando “Idea Points”, que los iremos ganando a medida que descubramos ciertos lugares o cumpliendo misiones.

Contamos también con un nuevo lugar llamado “Observation Institute”, donde obtendremos grandes cantidades de dinero y algunos objetos raros a medida que vayamos descubriendo nuevas zonas, enemigos, recetas… Es una buena forma de motivar al jugador a que siga explorando el mundo del juego.

En cuanto a los combates, nos encontramos con el clásico sistema de RPG por turnos, pero con el toque Atelier que no puede ofrecer ningún otro juego: la importancia de los objetos. Como en esta entrega podemos viajar a casi cualquier parte del mundo en cualquier momento, es normal que a veces nos encontremos con enemigos que nos superen veinte niveles, pero si vamos con los objetos adecuados, podemos salir victoriosos.

Por otro lado, en esta entrega cada personaje tiene solo dos habilidades propias, pero dependiendo del arma y la vestimenta que tenga equipados aprenderán una gran variedad de técnicas comunes, como hechizos de curación o de estados alterados.

Otro elemento a destacar es la “Chain Burst Gauge”, un medidor que se irá rellenando a medida que ataquemos. Cuando se complete, podremos encadenar ataques y desatar poderosas habilidades. También podemos vaciarlo antes para ejecutar técnicas defensivas.

Gust siempre ha tenido problemas en mantener unos fps estables y en Atelier Firis no es una excepción. Los bajones no son muy recurrentes, pero está tan presentes en algunos escenarios cuando cambia el clima que resulta hasta molesto seguir explorando la zona.

El mundo de Atelier Firis está compuesto por una gran variedad de escenarios. Además de los típicos niveles de bosques y ruinas a los que Gust nos tiene ya muy acostumbrados, también exploraremos campos nevados, desiertos o islas flotantes. Aunque a nivel gráfico no resultan muy impresionantes, donde sabe lucirse la compañía es en los modelos 3D de los personajes. Todos ellos son un calco de las ilustraciones creadas por Yugen y NOCO, hasta los detalles más pequeños.

Si hablamos de Gust no podemos dejar de lado la banda sonora, que mantiene el nivel de la mayoría de sus anteriores trabajos. Encontramos una gran variedad de temas musicales que ayudan a sumergirnos más en el juego, sobre todo en los encuentros con jefes finales.

Atelier Firis ~The Alchemist and the Mysterious Journey~_20170501154648

A pesar de que carezca de argumento y de sus problemas con los fps, Atelier Firis es un título que disfrutarán muchos de los seguidores de la franquicia, en especial por la gran cantidad de contenido que alberga.

También es un buen comienzo para todo aquel que quiera iniciarse en la saga, dado que las referencias a Sophie son mínimas y que la historia no tiene un papel muy importante en el juego.

1 5

¿Te ha gustado este artículo?

Ayúdanos a escribir muchos más apoyando a koi-nya.net en Patreon.

Twittear esta página

Sobre esta franquicia

Nueva entrega de la franquicia Atelier desarrollada por Gust para PlayStation 4 y PlayStation Vita. Cuenta con un mundo semiabierto y una síntesis de productos gigantes.

Sinopsis

En algún lugar de una remota región llena de misterios, en un rincón perdido, en mitad de la nada, hay una pequeña aldea. En ella vive todo aquel que trabaja en las minas cercanas y está situada bajo tierra, en el interior de una rocosa montaña hueca. Por este motivo, el viento no corre por sus calles, y el sol llega a duras penas gracias a las grietas que hay entre las rocas.

Una chica vive en esta ciudad subterránea, entre cristales y menas brillantes. Esta misma chica tiene un sueño: poder andar con libertad por el mundo exterior, pero hay algo que se opone a ella, una gran puerta de hierro que bloquea la entrada a la ciudad. Solo unos pocos privilegiados pueden atravesarla.

Reprimiendo su deseo de visitar el mundo exterior, mira la puerta que no puede abrir día sí y día también. De todos modos, lo que pensaba que se había convertido en su rutina llega de pronto a su fin. Un día, la chica descubre el mundo de la alquimia. Este, quizá predestinado, encuentro incita al chica a embarcarse en una travesía.

Una misteriosa travesía que no tendrá fin.

Proyectos relacionados

Por favor, avísanos si encuentras un error en esta ficha (○ゝ▽・○)ヽ




Debido al alto número de intervenciones tóxicas que infringen nuestra política de moderación, la administración de koi-nya.net ha decidido cerrar la sección de comentarios de esta entrada para evitar problemas a nuestros lectores. Del mismo modo, hacemos hincapié en que todos aquellos usuarios que ignoren nuestra política de comentarios serán baneados y que volveremos a poner en marcha esta medida en todas aquellas noticias en donde no se respire un ambiente respetuoso de debate.
más nuevo más antiguo más votado