koi-nya logo
Dentro del género musical, los juegos de Hatsune Miku siempre han ocupado un lugar importante, llegando a convertirse en todo un referente. Y no es para menos. Su jugabilidad, junto a su cuidado aspecto gráfico, han catapultado a Miku a lo más alto convirtiendo sus juegos en una delicia para los fans y en una propuesta muy interesante para los […] 2016-10-07T17:59:59+00:00 , , , , , ,
Descubrimos qué tal le ha sentado a Miku su paso por PlayStation 4 por primera vez

Análisis: Hatsune Miku: Project Diva X (PlayStation 4 / PS Vita)

cabecera_project_diva_x

Dentro del género musical, los juegos de Hatsune Miku siempre han ocupado un lugar importante, llegando a convertirse en todo un referente. Y no es para menos. Su jugabilidad, junto a su cuidado aspecto gráfico, han catapultado a Miku a lo más alto convirtiendo sus juegos en una delicia para los fans y en una propuesta muy interesante para los principiantes.

El juego que hoy nos trae hasta aquí es Hatsune Miku: Project Diva X, el último título de la franquicia en llegar a nuestras tierras, que por primera vez da el salto a la nueva consola de sobremesa de Sony -y regresa a PlayStation Vita- intentando ofrecer la mejor experiencia hasta la fecha. ¿Estará  a la altura?

Ficha técnica y valoración

Título original:初音ミク -Project DIVA- X
Compañía:SEGA, Crypton Future MediaPlataforma:PlayStation 4, PlayStation Vita
Fecha de lanzamiento:30/08/2016 (EU)Género:Ritmo
Director:-Compositor:Varios
Duración:Infinita
Argumento
-
Gráficos
85
Jugabilidad
90
Música
85
Total
87

Para situar un poco al jugador, el juego nos presenta una especie de 'modo historia' que, pese a ser simple, está lo suficientemente bien llevada como para darle un propósito al usuario: ayudar a Miku a llenar los Prismas que hay en las diferentes Nubes gracias a las canciones. En total tenemos cinco Nubes, que iremos completando en orden, con canciones que se corresponden a un aura (Classic, Cute, Cool, Elegant y Quirky). Así, el juego se asegura de que nos vayamos habituando al sistema de juego y a sus canciones, empezando con temas más fáciles que se irán complicando a medida que cambiemos de nube. Y es que aunque todas las canciones están disponibles solo en modo fácil y normal hasta que terminamos dicho modo, no todas serán igual de fáciles.

La jugabilidad apenas presenta cambios respecto a anteriores entregas. Una serie de notas aparecerán de manera desordenada en la pantalla y tendremos que pulsar el botón correspondiente en el momento exacto para hacerlo sonar y acompañar a la canción. Encadenando notas haremos combos y conseguiremos que la barra de voltaje se llene más rápido, imprescindible para terminar la canción satisfactoriamente. Cuánto más precisos seamos pulsando los botones, antes se llenará la barra, y si por el contrario fallamos, la canción dejará de sonar. A priori puede parecer fácil, y lo es en sus modos más fáciles, pero una vez pasamos al modo difícil o extremo la cosa cambia. Aunque es muy fácil aprender a jugar, la perfección es un largo camino en el que tendremos que invertir muchas horas.

Además de las canciones, también tendremos distintos eventos que se desbloquearán al conseguir ciertos requisitos y estarán ligados a nuestro avance en el juego. Dentro de estos eventos podemos encontrar festivales que estarán formados por un medley de tres canciones y en el que elegiremos tanto a los cantantes como las canciones. La gran ventaja de los festivales es que al encadenar tres canciones seguidas, podremos conseguir mucha más energía que en una simple canción.

Pero completar los temas no solo servirá para llenar los prismas, sino que hacer una buena actuación nos servirá para conseguir módulos y accesorios con los que vestir a Miku y compañía. Como comentaba antes, cada nube tiene un aura distinta y cada accesorio también. Así, si el aura de la ropa y accesorios con los que vestimos a nuestro cantante se corresponden con el aura de la canción, aumentará el bonus de energía. Aunque al principio no le deis importancia, cuando os enfrentéis a canciones difíciles os daréis cuenta de que un buen bonus ayudará mucho a rellenar la barra de voltaje.

No todo va a ser cantar en este juego, y es que además de los accesorios o módulos también podremos conseguir regalos muy variados con las canciones, desde objetos para decorar nuestra habitación a instrumentos, pasando por comida. ¿Y para qué sirve esto? Pues para regalárselo a nuestros amigos y mejorar nuestra amistad con ellos. Miku, Rin, Len, Luka, Kaito y Meiko se alegrarán de recibir regalos -o no, dependiendo de qué le regalemos-, reaccionando de distinta manera y regalándonos, en algunas ocasiones, pequeñas cinemáticas o eventos. Además, en ciertos momentos los personajes nos pedirán un tipo de regalo y si se lo damos, nuestra amistad mejorará mucho.

Por si todo esto nos parece poco, el juego también incluye dos modos para exprimir al máximo nuestras partidas. Por un lado tenemos el modo Photo Studio, que nos permite hacer fotos de los distintos personajes como si de un estudio de fotografía se tratara. Posición, expresión, tamaño, fondo, iluminación y filtros, son algunos de los apartados que podemos modificar a nuestro gusto para hacer la mejor fotografía posible. El otro modo que tenemos es el ya conocido Concert Editor que nos permite crear nuestra propia escenografía a partir de cualquier canción del juego, editando la posición de la cámara, efectos, iluminación y más. Es complejo pero su abanico de posibilidades es tan amplio que no nos importará pasar horas intentando crear la coreografía perfecta.

Desde el primer minuto se nota que estamos ante un juego para fans de Vocaloid pues todo está cuidado hasta el más mínimo detalle. Aún así, los principiantes que jamás han escuchado Vocaloid -como una servidora- también se encontrarán cómodos nada más empezar el juego. Y es que su curva de dificultad, su jugabilidad, sus canciones, y su apartado gráfico, se adaptan perfectamente a todo el público. El juego sacará el lado más perfeccionista que todos llevamos dentro y nos mantendrá pegados a la consola durante horas.

Si hay algo que destaca notablemente en Project Diva X es su impecable aspecto gráfico. Los juegos de Hatsume Miku siempre se han caracterizado por cuidar con mucho mimo las presentaciones de las canciones, coreografías y escenarios, y en este caso no iba a ser menos. Cada una de las canciones del juego contará con una coreografía y puesta en escena distinta, con motivos que van desde Halloween hasta ninjas, unos colores muy vivos y una personalización tan grande que cada canción nos ofrecerá una experiencia totalmente nueva. Por si esto fuera poco, la versión de PlayStation 4 rinde a 1080p y a 60fps por lo que estamos ante un juego muy estable y que es una auténtica delicia para la vista.

analisis hatsune miku project diva x 01

Sin duda, estamos ante un título muy completo y destacable de la franquicia hasta la fecha. Los cambios respecto a anteriores entregas son ínfimos pero ofrece todo lo que se puede esperar de un juego de ritmo de manera impecable. Sus más de treinta canciones, accesorios desbloqueables, su jugabilidad, apartado gráfico y varios niveles de dificultad, hacen de Hatsune Miku: Project Diva X un juego imprescindible tanto para los amantes de los juegos de ritmo como para todas aquellas personas que quieran iniciarse en este tipo de juegos, aunque desconozcan Vocaloid.

1 5

¿Te ha gustado este artículo?

Ayúdanos a escribir muchos más apoyando a koi-nya.net en Patreon.

(初音ミク -Project DIVA-)
Twittear esta página

Sobre esta franquicia

Hatsune Miku: Project DIVA es una franquicia de juegos de ritmo creada por Sega y Crypton Future Media para varias plataformas que cuenta actualmente de 5 títulos principales y 3 spin-offs. Las canciones hacen uso del software sintetizador de voz VOCALOID.

Proyectos relacionados

Por favor, avísanos si encuentras un error en esta ficha (○ゝ▽・○)ヽ




Debido al alto número de intervenciones tóxicas que infringen nuestra política de moderación, la administración de koi-nya.net ha decidido cerrar la sección de comentarios de esta entrada para evitar problemas a nuestros lectores. Del mismo modo, hacemos hincapié en que todos aquellos usuarios que ignoren nuestra política de comentarios serán baneados y que volveremos a poner en marcha esta medida en todas aquellas noticias en donde no se respire un ambiente respetuoso de debate.