koi-nya logo
En la inmensidad del espacio, lejos de la soledad de estar rodeado de prácticamente nada, la ajetreada nave espacial Sunrider viaja entre planetas buscando venganza. Con una tripulación consistente en prácticamente todo chicas monas, Kayto Shields deberá luchar por aquello que quiso, y para evitar que la desgracia caiga sobre nadie más. ¿Le acompañarás en su viaje? Amor en el espacio […] 2015-02-16T14:09:25+00:00 , , , , , ,
No sólo los japoneses saben hacer novelas visuales

Review: Sunrider: Mask Of Arcadius

SunriderEn la inmensidad del espacio, lejos de la soledad de estar rodeado de prácticamente nada, la ajetreada nave espacial Sunrider viaja entre planetas buscando venganza. Con una tripulación consistente en prácticamente todo chicas monas, Kayto Shields deberá luchar por aquello que quiso, y para evitar que la desgracia caiga sobre nadie más. ¿Le acompañarás en su viaje?

Ficha técnica y valoración

Título original:Sunrider: Mask of Arcadius
Compañía:Love in SpacePlataforma:PC
Fecha de lanzamiento:16-09-2013Género:Visual Novel, Estrategia
Escritor:Sam 'Samu-kun' YangCompositor:Steve Green
Duración:6-8 horas
Argumento
61
Apartado visual
63
Personajes
56
Música
71
Entretenimiento
72
Total
66

Amor en el espacio

Nadie imaginaba que lo comenzó como un simple Kickstarter para hacer una novela visual espacial que pedía unos simples 3.000 dólares acabaría recaudando 44.000 dólares y dando así pie al juego prometido, así como a un spinoff y varias versiones del mismo. El juego que nos atañe en esta ocasión es el fruto directo de dicha campaña de crowdfunding en su versión para Steam, que se encuentra para su descarga de forma gratuita (a diferencia del posterior spinoff, Sunrider Academy, que cuesta sus 20€).

En él, tomamos el papel de Kayto Shields, el comandante de la nave Sunrider, que ve cómo su planeta natal es destrozado por las fuerzas del imperio espacial PACT. Lleno de frustración, ira y deseos de venganza, comenzará su viaje por todo el espacio en compañía de Ava, su ayudante, con el fin de acabar con el terror que infunde PACT, aunque cuente sólo con su nave y sus ansias de justicia.

Como es de esperar, durante su viaje irá conociendo a todo tipo de gente, como a Asaga Oakrun, piloto que esconde mas de un secreto, Chigara Ashada, la tímida mecánico que acompaña a Asaga desde el principio, Icari Isidolde, mercenaria experta en el combate cuerpo a cuerpo, Claude Triello, "médico" amante de los buenos hombres como el capitán, Kriska Stares, enviada de la Alianza para acomañar al Sunrider en su misión, Sola, una misteriosa chica que lleva dormida bastantes años y Cosette Cosmos, una pirata espacial que más de una vez se interpondrá en las misiones del capitán.

Efectivamente, todo un harén de mujeres a disposición de Kayto quien podrá dedicarles tiempo entre misión y misión. Porque, pese a parecerlo, Sunrider no es una visual novel como tal. Hay juegos tradicionales que incorporan elementos de visual novel como puede ser la forma de mostrar los diálogos y hay visual novels que incorporan algun tipo de minijuego o forma de interactividad para darle jugabilidad al contenido.

Pero Sunrider está justo en el medio: no es una novela visual, pero lo es, y no es un juego de estrategia, pero lo es. La mayor parte del juego la pasamos leyendo texto que dicen los personajes a modo de novela visual, pero las misiones que tiene que completar el capitán viene a modo de un juego completo de estrategia bien formado, por lo que si hubiese que describirlo, lo más acertado sería "un juego de estrategia con mucho texto".

Una novela visual estratégica

El principal problema de Sunrider es que trata de abarcar ambos géneros y no llega a destacar del todo en ninguno de los dos. Empezando por la parte de novela visual, un par de detalles que a simple vista parecen insignificantes ensucian la experiencia, como el hecho de que los nombres de los personajes que hablan sean todos del mismo color y estén situados lejos del texto principal, lo que dificulta hasta que te acostumbras el saber quién dice qué.

Además, la profundidad de las elecciones, pese a lo que parece, es casi nula, por lo que cuando al jugador se le haga elegir, al final se reducirá a un "si o no" encubierto, viéndose claramente que una de las elecciones es la "correcta" y la otra no, con un par de excepciones que sirven para determinar el transcurso de la historia e indagar en el pasado de los personajes.

Aun así, la narrativa como tal no está mal, y entretiene bastante, teniendo un par de puntos álgidos que pueden llegar a emocionar al jugador. Sin embargo, también tiene giros argumentales demasiado gratuitos, que en vez de impactar, pueden llegar hasta a provocar risa. Y no olvidemos de la escena de playa, que aunque se añadió porque era una de las promesas del kickstarter si se llegaba a la cantidad suficiente, sigue estando ahí metida con calzador y desentona una barbaridad con los hechos que se están narrando antes y después de la misma.

Por otro lado, tenemos la parte estratégica de Sunrider. En cada batalla, se despliegan las unidades de las que se dispone en un mapa de casillas hexagonales, y lo mismo harán los enemigos. Cada una de las unidades es diferente, por lo que habrá que pensar correctamente cómo usarlas para maximizar los resultados.

A medida que va avanzando el juego, más y mas chicas se van uniendo a la tripulación del capitán Shields, lo que enriquece las batallas, haciendo que, cuanto más entrado esté el juego, más complejos sean los campos de batalla. Cada unidad dispone de varios tipos de ataque, y cada tipo de ataque tiene unas probabilidades de acertar que varían según la unidad, el arma y la distancia a la que se encuentra el enemigo, por lo que habrá que estudiar al detalle los movimientos para maximizar el porcentaje de acierto y el daño realizado, pues según el arma se hace más daño a un tipo de enemigos u a otro.

Ésta mecánica de juego funciona bastante bien, solo que el irregular acabado del juego estropea la experiencia. Pequeños detalles como que la pantalla se mueva al acercar el ratón a los bordes estando ahí los menús y haciendo que al seleccionar cualquier cosa el mapa se desplace o fallos técnicos que imposibilitan avanzar en el juego hacen que no sea todo lo divertido que parece. Eso, añadido a la absurda dificultad que casi obliga a elegir los niveles más bajos hacen que los combates puedan llegar a parecer una carga, pues no hay equilibrio: si lo pones muy fácil, no morirás, pero los combates serán eternos y monótonos, y si lo pones en difícil, es muy poco probable que salgas con vida.

Pero los errores no sólo estropean la jugabilidad de los combates. No hay mas que entrar en los foros de su página de Steam para ver la cantidad de quejas de usuarios que se encuentran con que el juego deja de funcionarles, se queda colgado o directamente se cae, y probablemente no sean los únicos a los que les pasa. Personalmente, a quien escribe estas líneas, el juego le dio errores que hicieron necesario reiniciar unas 8 veces, así como uno que impide que se acceda al contenido bonus. Una muestra del pobre trabajo de testeo realizado con el juego y una lástima, pues mancha mucho el resultado final.

Aliados de todas partes de la galaxia

Otro de los puntos que no hace mucho por el juego en sí es el apartado artístico. Si bien es cierto que la temática espacial y la ambientación, así como los diseños mecánicos y las naves están especialmente logrados, no sucede lo mismo con el diseño de personajes, que chirría desde el primer momento en que se ven. Un dibujo no muy cuidado al que le vendría mejor un cambio de proporciones, pero que en el fondo se deja ver y en ocasiones, sobre todo en CGs, mejora y llega a ser agradable.

En cuanto al apartado sonoro, sirve para poco más que ambientar, y destaca el opening, realizado por una banda japonesa indie, Iced Blade, que se puede escuchar en el vídeo que hay bajo éstas líneas. Sin embargo, es el único tema memorable del juego, y en cierta ocasión, su uso abusivo y repetido en medio de un combate hace que pueda llegar a cansar.

Especial cuidado llevan las escenas eróticas, que pese a que el juego está en Steam y no deja ese tipo de contenido, en la propia página web del juego viene una guía sobre como añadirlo a la versión de dicha plataforma digital, y que se ha seguido para hacer esta review (con el fin de examinar el juego completo, lo prometemos).

Tampoco queremos alargar de más esta review. Está claro que Sunrider es un juego bastante interesante y con unas buenas premisas, que pese a no funcionar como debería en bastantes aspectos, la sensación final que deja no es del todo mala, más bien al contrario. Quedamos a la espera de la que parece que será la nueva entrega de la serie y esperamos que, en esta ocasión, ya no venga con errores que rompan el juego.

Puntos a favor:

  • La parte de estrategia  es muy entretenida
  • La historia tiene un par de puntos álgidos de gran calidad

Puntos en contra:

  • Errores por todas partes
  • Absurdamente complicado en casi todas sus dificultades
  • Falta profundidad a la mayoría de personajes

Veredicto: Puede que no sea el mejor juego del mundo, ni que vaya a ser el favorito de nadie, pero... ¿quién puede decir que no a algo que es gratis? Es posible que no llegue a gustaros, pero al no costar nada, lo único que habréis perdido serán unas pocas horas de vuestro tiempo.

1 5

¿Te ha gustado este artículo?

Ayúdanos a escribir muchos más apoyando a koi-nya.net en Patreon.




Debido al alto número de intervenciones tóxicas que infringen nuestra política de moderación, la administración de koi-nya.net ha decidido cerrar la sección de comentarios de esta entrada para evitar problemas a nuestros lectores. Del mismo modo, hacemos hincapié en que todos aquellos usuarios que ignoren nuestra política de comentarios serán baneados y que volveremos a poner en marcha esta medida en todas aquellas noticias en donde no se respire un ambiente respetuoso de debate.