koi-nya logo
SHAFT. Ese estudio de animación que amas u odias pero que a nadie deja indiferente. El estilo propio que han ido gestando desde hace años les ha dado mucha fama, sobre todo en lo que respecta a grandes pelotazos del anime reciente, como las adaptaciones animadas de la saga *monogatari o Puella Magi☆Madoka Magica. Pero en su haber también tienen […] 2013-01-13T14:00:52+00:00 , , , , , , ,
SHAFT adaptando cosas de hikikomoris a su rollo

Primeras impresiones: [email protected]

[gg]_Sasami-san@Ganbaranai_-_01_[257674C1].mkv_snapshot_03.33_[2013.01.12_18.23.54]

SHAFT. Ese estudio de animación que amas u odias pero que a nadie deja indiferente. El estilo propio que han ido gestando desde hace años les ha dado mucha fama, sobre todo en lo que respecta a grandes pelotazos del anime reciente, como las adaptaciones animadas de la saga *monogatari o Puella Magi☆Madoka Magica. Pero en su haber también tienen otros títulos no tan conocidos como Pani Poni Dash! o Denpa Onna to Seishun Otoko, que tratan la vida rutinaria de instituto con un toque surrealista y tocan temas relacionados con el fenómeno hikikomori. [email protected] está más orientada en esta segunda línea.

La serie comienza presentándonos a Sasami Tsukuyomi (CV: Kana Asumi), una chica que, aparentemente, no es capaz de salir de su casa. Vive con su hermano mayor Kamiomi (CV: Houchu Ohtsuka), un profesor de instituto cuyo rostro siempre aparece cubierto de forma deliberada y que actúa de manera sobreprotectora con su hermana (o se intuye que tiene un siscon importante). Ambos parecen estar muy preocupados el uno por el otro por sus actitudes, ya que mientras el hermano mayor vive por y para su hermanita, ésta vigila sus actividades desde un centro de mando instalado en su cuarto. Las relaciones de estos personajes con personas ajenas a la casa (al menos, en apariencia) se limita a las hermanas Yagami: Tsurugi Yagami (CV: Chiwa Saito), una profesora con aspecto de cría, Tama Yagami (CV: Ai Nonaka), una chica con buenas curvas y de instintos bastante primarios, y Kagami Yagami (CV: Kana Hanazawa), una chica fría y adormilada con escasa delantera. En un principio, podría apreciarse un factor slice of life importante, pero rápidamente nos damos cuenta de que las cosas no son como parecen.

El trabajo se nota a la legua que es un producto del binomio SHAFT y el director Akiyuki Shinbo. Conociendo estas premisas, nos encontramos con un producto técnicamente muy bueno. La animación es sobresaliente y por ahora no se aprecian dibujos especialmente cutres ni deformes. La innovación principal que se puede observar en esta serie es el recurso a tonos más pastel y difuminados, especialmente en los fondos de la mayoría de las escenas, sobre todo en las que están centradas en la protagonista. Aun así, se dejan ver los contrastes con otros fondos más coloridos y diáfanos, cuya sensación de amplitud se ve acentuada con planos generales bastante abiertos y la carencia de personajes que lo rellenen, evitando así el saturar los escenarios de muchos detalles dinámicos y aparte de los del propio paisaje (y que, a su vez, sirve para ahorrarse unas pelas en añadir nuevos monigotes animados). Como recurso narrativo, es un clásico de SHAFT también que acentúa el protagonismo en las escenas de los protagonistas, que son los únicos personajes que aparecen, siendo un detalle que ya se puede apreciar en otras series de SHAFT como las distintas adaptaciones de *monogatari.

En cuanto al contenido en sí, este primer capítulo, como presentación, ha dejado mucho que desear. Los sucesos ocurrían de forma precipitada y los personajes no se han presentado adecuadamente (sobre todo las hermanas Yagami), mostrándonos, además, detalles fundamentales de cómo puede desarrollarse la serie sin una explicación, que probablemente se desarrolle en episodios posteriores (un recurso muy habitual, por otro lado). Parece que fuera a ser una sucesión de aventuras de la semana al más puro estilo Precure. El dejar colgado este aspecto bien puede ser un aliciente o un potencial error a la hora de acercar la serie al espectador. Esto bien puede ser un elemento de base presente en el material original o una invención del estudio de animación, pero eso no lo sabremos hasta que sigamos viendo la serie (a no ser que nos dé ahora por echarle un ojo al material de base). ¿Plantearán, pues, de nuevo en un desorden cronológico de los episodios?

En lo que se refiere al opening y el ending de la serie, se puede ver que pretenden cambiarlos con el tiempo. El opening puede ser un elemento algo más fijo, sin ser de los mejores que ha hecho SHAFT, sale del paso sin ser especialmente pegadizo. El ending es evidente que irá cambiando, ya que ha consistido en reciclar una escena utilizada durante el episodio (aunque en mitad de éste se puso a cámara rápida) en la que incluían al fondo un diálogo de personajes con el hilo musical de la tonadilla de cierre, interpretada por Kana Asumi, la seiyuu protagonista, con voz forzada para cantarlo desentonado (aunque parece más bien que lo está cantando borracha).

Otros detalles interesantes que podemos apreciar en este primer episodio son los recursos habituales de SHAFT: los primerísimos primeros planos, las cabezas torcidas hacia atrás, los elementos de fanservice y fetiches varios con cierto buen gusto (a mí me gusta, no sé a vosotros, pero resultan muy sugerentes), algunas idas de olla del momento, los carteles que no dicen nada, las pantallas con un pequeño texto en el centro...

Pero también nos encontramos con una de las lacras más potentes de nuestros días en el anime: la censura. Una censura, además, bastante absurda y, como siempre, intrusiva, que hace que nos tengamos que esperar al material puesto en venta para disfrutar del contenido íntegro de determinadas escenas "algo indecentes".

Y qué sería de una serie de SHAFT sin sus recurrentes referencias y homenajes a diversos elementos del mundillo. En esta ocasión, aparte de los tradicionales recursos que este mismo estudio perpetúa en sus obras (y ya hemos mencionado), también nos encontramos con menciones clásicas, tales como los planos a los postes de luz (recurso tradicional, aunque aquí abreviado en duración, de series de talante reflexivo, como Serial Experiment Lain o Neon Genesis Evangelion), hasta recursos más recientes como la coreografía del conocido Hare Hare Yukai. Además, también nos deleitan con otros elementos clásicos tales como los cañones o misiles que salen de los pechos de una chica o el dragón de chocolate, claro homenaje a los de Yoshinori Kanada.

Ahora bien, ¿qué podemos decir al respecto de la serie? En un principio, yo la seguiré. El apartado técnico me ha parecido lo más destacado (a ver lo que dura hasta que lleguemos a los famosos "montes Fuji"... Bueno, para los profanos, SHAFT tiene fama de no terminar a tiempo sus trabajos en la emisión de televisión, por lo que rellenan muchos fondos con carteles estáticos monocromos con lo que vendría a haber en el trabajo definitivo. Esto suele arreglarse en las ediciones de DVD y BD, pero queda también como un recurso posmoderno y psicodélico que ha contribuido a gestar la personalidad del estudio) y espero que los interrogantes aparecidos en el primer episodio sean resueltos de una forma eficaz en los siguientes episodios, explicando la relación existente entre los personajes que han aparecido y el porqué de determinados sucesos encuadrables dentro de lo paranormal o la ciencia ficción. Bien es cierto que esperaba algo similar a Denpa Onna, serie que deja un listón bastante alto en este tipo de historias, ya que resultó una serie bastante entretenida, que supo mantener su tónica y darle un grado de verosimilitud muy currado (aunque fuera retarded moe en el fondo, aunque retarded moe bien hecho) a una historia potencialmente fantástica.

Dicho todo esto, ya sólo quedan por decir dos cosas: darle las gracias a Addamelech por los comentarios mientras veíamos el episodio y que los lectores den su opinión.

¿Te ha gustado este artículo?

Ayúdanos a escribir muchos más apoyando a koi-nya.net en Patreon.




Debido al alto número de intervenciones tóxicas que infringen nuestra política de moderación, la administración de koi-nya.net ha decidido cerrar la sección de comentarios de esta entrada para evitar problemas a nuestros lectores. Del mismo modo, hacemos hincapié en que todos aquellos usuarios que ignoren nuestra política de comentarios serán baneados y que volveremos a poner en marcha esta medida en todas aquellas noticias en donde no se respire un ambiente respetuoso de debate.
más nuevo más antiguo más votado
Raghe
Invitado

Hasta donde lei en la novela (poca cosa hay traducida) y si mal no recuerdo, tampoco es que especifique demasiado sobre las hermanas, asi que lo que se dice "adaptar", no han adaptado mal, aunque si que han acelerado los sucesos para llegar a lo que se da en la segunda mitad del capitulo (cada chica tiene un capitulo para ella sola).

Wu
Invitado

A mi parecer la censura en este caso es simple trolleo de Shinbo, en el ending sale la misma escena sin censurar.

miss_saku
Invitado

Ciertamente uno no se enteraba mucho de lo que pasaba, pero a veces en los primeros capítulos pasa, espero que lo expliquen todo mejor más adelante Aunque no fuese así probablemente la seguiría viendo por la estética de SHAFT xDD

taiffon_3e
Invitado

En mi opinion el cap estubo muy bueno excepto por la censura descarada xD

Clow
Colaborador

Pues a mí he de reconocer que me dejó un poco frío. Quizás esperaba algo más tipo Monogatari: nonsense pero diálogos muy cuidados y bien llevados. Pero el 1 me ha dejado unos diálogos tope random y cosas que pasan más random aún xD
La animación y la dirección de Shinbo siempre se agradecen, aunque tampoco me gustó nada la animación 3D cutrosa de la parte del chocolate y el hecho de que, como bien dices, fuese un "aventura del día" because yes.
Quiero creer que será sólo la locura de SHAFT y Shinbo y que luego tendrá un pelín más de cordura. Quiero creer ._.

Naota
Invitado

Es SHAFT, seguro que el BD tendrá cambios muy radicales como sucedió con Puella Magi o los *Monogatari, además de la eliminación de esa molesta censura...

A mí he ha atraído bastante, me suena a que estaremos un par de semanas preguntándonos por qué sucede lo que sucede, hasta que en un momento nos dejen el culo torcido con la explicación, me recuerda un poco al rollo experimental de Gainax Abenobashi, que parecía que la serie iba a ser una parodia tras otra y que cada episodio seguía una rutina, y de un momento en adelante ¡BAM! serious plot.

Juan Cuervo
Invitado

El apartado visual es refrescante y la historia tiene algo hipnótico. Mi mujer me dijo a los 10 minutos del capítulo "Gracias me voy a dormir", terminé de ver los dos primeros capítulos yo solo, fascinado con la estética. El capítulo dos nos da al principio las explicaciones mínimas que necesitamos para saber qué demonios pasa en la serie, para mí es suficiente, el resto es disfrutar la estética y ponerle atención al resto de cosas absurdas, porque es entre ellas que la trama va ocurriendo.